Reformas para tu casa: 6 cosas que debes tener en cuenta

Realizar una reforma en nuestro domicilio no es una cosa sencilla, y más cuando es la primera vez que ten pones a hacerla, independientemente de cómo sea su envergadura. Puede tratarse de un proceso más o menos costoso en términos económicos y, a veces, más o menos largo, e incluso costoso en esfuerzo psíquico.

Por tanto, se trata de un proceso complejo en el que al principio no sabrás, casi seguro, ni por dónde empezar. Pero hay que tener en cuenta que, para realizar una reforma en nuestro piso, lo primero es saber qué tipo de necesidades tiene tu vivienda.

Si, por ejemplo, el baño o la cocina están algo desactualizados tendrás que ponerte a arreglarlo, si lo que quieres es dejar un piso nuevo, moderno y bien arreglado. Si las instalaciones no son buenas o carecen de medidas de seguridad, también hay que mejorarlas.

Por lo tanto, como en tantas otras cosas: coge un cuaderno y ponte a escribir lo que necesitas. Eso es lo más básico. Pero también llegará el momento en el que tengas que calcular, aunque sea online, cuánto podría costar lo que necesitas. En tercer lugar, lo mejor es que trates y contactes con un profesional.

Por otro lado, necesitas determinar qué calidades necesitas, y elegirlas bien, porque será una reforma que no volverás a realizar posiblemente en muchos años.

Por lo tanto que sea una de las pocas reformas que hagas en tu vida, por el bien del tiempo y del dinero, por lo que hay que tener en cuenta presupuesto, como materiales, acabados, etcétera.

En quinto lugar hay que tener en cuenta el contrato de obra, y no hay demasiada gente que lo formalice y que lo plasme por escrito y después pida que se ponga en la práctica, pero esto es muy recomendable porque si no luego vienen los problemas sin base documental a la que atenerse, y entonces es cuando puede ser un suplicio.

Para finalizar, mejora lo que necesites que mejoren antes de que finalicen los trabajos. Al fin de al cabo, están a tu servicio.

Te recomendamos que sigas estas recomendaciones a la hora de hacer una reforma en tu domicilio, sea integral o parcial. Deja el piso “chulo”, “majo”, que te guste y te de buen feeling. Y que dure muchos años la obra, como hemos dicho, por el bien del tiempo, trabajo, tranquilidad y dinero.

En Aresan podemos darte presupuesto sin ningún compromiso. Contacta con nosotros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *